sábado, noviembre 10, 2007

Google & Wikipedia again

Ayer Esteban Podeti, colaborador de Clarín.com en su curiosísima sección denominada "blogs" publicó el artículo "¡Cómo usar Google incorrectamente!". Podeti es un humorista -un buen humorista- y su blog albergado y sostenido por el gran diario argentino es un blog humorístico.
Podeti aborda un par de tópicos que ya tratamos por aquí: que Google es un robot estúpido y que Wikipedia es un copiador pelotudo.
El blog de Podeti es humorístico pero su agudo humorismo puede criticarse desde su propia lógica crítica. El artículo confunde dos niveles absolutamente distintos y los amalgama con relativa impericia, cuando no malicia: el del buscador y el de la fuente. Y también hemos hablado de este elemental criterio de la fuente en referencia específica a internet.
Algunos comentarios incurren y potencian la misma confusión: "Google y la Wikipedia más de una vez me sacaron las papas del fuego"; "Parece que no es apropiado hablar mal de Gugll y de Wiskipeda... Reastaste un montón de puntos" [éste estaría borracho o drogado]; "Wikipedia es Dios y Gúgle su profeta"; etc. El de Podeti es, lo dije, un blog humorístico.
Hay un tipo de pelotudo contemporáneo que coincide 100% con la definición de Podeti y endiosa al enunciador de Wikipedia: "('es que hice el Bachillerato', se pavonea), y Google, siguiendo su burda técnica de recomendación, lo pone al frente de cualquier tema, sea la vida de Ringo Starr o la fusión en frío; y admira a Walter Ikipedia en silencio. 'Qué bocho que es', piensa".
Pero Podeti asocia y empasta dos fenómenos tan distintos y dos objetivos tan opuestos que no puedo menos que apelar a su necesaria diferenciación.
Google es, efectivamente, el más exhaustivo y obsesivo bibliotecario pelotudo. Bienvenido en su inmensa potencialidad técnica, impensable para el más capacitado bibliotecario inteligente.
En la biblioteca de mi barrio, que ostenta muchas menos entradas que Google, hay Una excursión a los indios ranqueles, Introducción a una antropología de la cultura mapuche y Nuevas andanzas del indio Patoruzú. ¿Está mal? ¿Puedo culpar a la biblioteca o a su catálogo si soy un franco nabo?
A mí no me pasa lo que a Podeti: casi nunca Google me muestra primero (ni segundo, ni tercero) la basura que presupone Wikipedia. Será porque busco mejor o porque tengo más suerte. A mí Google me muestra más o menos lo que le pido: un listado exhaustivo que yo debo jerarquizar en términos de mis saberes y de mis criterios. Me lo muestra ordenado conforme a un algoritmo complejo y, sí, cuantitativo a full y basado en enlaces a enlaces y en entradas a entradas. A ver, cualitativistas, artistas, sensibilistas y demás: ¿han armado un mecanismo más amplio, eficaz o mejor? Entonces no jodan.
Wikipedia puede aparecer al tope de las búsquedas de Google porque se ha empezado a instituir como saber colectivo y eficiente. Google no es culpable, del mismo modo que no es culpable la biblioteca que catalogue un volumen de Paulo Coelho o de Ernesto Sábato. ¿Culpable de qué? ¿De hacer su humilde, preciso y responsable trabajo técnico?
La diferencia entre Google y Wikipedia es enorme y amerita ser explicitada. Google es un buscador, hoy líder de todos los buscadores. A un buscador se le pide que busque y no que evalúe según parámetros de gusto, estilo o pertenencia sociocultural.
Wikipedia es un negocio inteligente y artero que se está posicionando como enciclopedia universal sobre la base de habilitar y sostener entradas anónimas de idiotas útiles a los cuales nadie supervisa ni corrige y nadie reconoce ni paga. Y de explotar la estupidez generalizada, carente de criterio por definición. Wikipedia es la expansión de la impunidad y Google es la herramienta que, en todo caso, daría cuenta de tal expansión.
Nunca fui partidario de matar al cartero.
Cuando millones entran a Wikipedia a investigar nada, Google nos dice que millones entran a Wikipedia a investigar nada. Sinceridad total y eficiencia a full. Otro tema es quiénes entran a dónde a investigar qué y asumen que Wikipedia es algo distinto de cero.
Ruego que se apuren a entender de qué va esta cosa porque por acá se dice que una fuerte lluvia va a caer.

15 comentarios:

Miguel Dao

Che, Cinzcéu... No te quejaste en la biblioteca de tu barrio??? Cómo van a tener Una excursión a los indios ranqueles e Introducción a una antropología de la cultura mapuche??? Es una vergüenza!!!

Gabriel Báñez

El humor es tuyo, Cinzcéu, y ciertamente que las diferencias son las que mencionás. Me encantó, dos pelotudos necesarios que hay que saber usar, yendo de la bibliotecaf a la computadora, en todo caso. Abrazo.

Cinzcéu

Miguel: Me quejé, pero el boludo del bibliotecario me respondió "error 404" que... ¿no es un viejísimo modelo de Peugeot? Saludos al tehuelche.

Gabriel: Hay que ir de allí a aquí... y viceversa. Si tanto nos usan de boludos (hay jurisprudencia), ¿no es hora de usar de pelotudo a un necesario robot? Un abrazo y nos leemos.

1+

No es rara la confusión. Conozco mucha gente (con títulos y honores) para la que la cosa- internet es un bloque único y más o menos homogéneo dentro del cual cuesta diferenciar las distintas propiedades de Wikipedia, Clarín, Antes de la lluvia o Mercado Libre porque, después de todo, son "páginas de internet". Extrañamente sí se muestra mucho más criteriosa a la hora de discriminar las diversas entregas de la cosa- TV y reconoce más fácilmente los distintos niveles de lectura de la reproducción del film "Cenizas del paraíso", del informe de Telenoche sobre el supuesto suicidio de un juez y del comentario de Susana que pregunta al aire, al ser informada de que cayó desde el piso 25, si se murió...
Quiero detenerme en tu frase "Será porque busco mejor". Conozco gente (incluida en aquel otro colectivo de gente que conozco) que no tiene la menor idea de cómo utilizar un buscador. Entre los cometarios al artículo de Podeti -no suelo leer los comentarios en su blog pero al enlazar directamente la URL de la entrada me tentaste... y no te lo agradezco- alguien dice, en función de una broma, que tipeó en Google "quiero aprender a sacar fotocopias". Sacando esto de su contexto humorístico no deja de ser un ejemplo interesante: he visto interpelar al buscador de ese modo, al estilo "busco páginas sobre fulano" o "dónde encuentro material de mengano?"; quizá piensen que Google se trata de un cónclave de pequeños duendecillos encerrados en un server que, luego de debatir en tiempo récord, le responderán "vos metete acá, fierita". Por supuesto nunca encuentran lo que quieren y, obviamente, la culpa siempre es de algún otro.
Creo que me extendí demasiado para decir muy poco. Un abrazo.

Hang Tucker

Nada más acertado que acentuar que Google es un buscador, y que la satisfacción del resultado depende de cómo se busque.

En cuanto a la "wiki" más que una enciclopedia es como el Pequeño Larrousse Ilustrado, no salva a nadie.

1+

Acabo de entrar otra vez, de puro aburrido, al enlace a "¡Cómo usar Google incorrectamente!" y encontré un comentario del 12 de noviembre a las 7:14 am, es decir 47 horas después de la publicación de esta entrada, de un tal Cinzcéu (nickname inusual si los hay) que no refiere a este blog ni a otra página web y que dice simplemente: "Qúe [sic] bien, me encantó."
Por muchísimas razones supongo que el comentario no es tuyo y recordé que hablaste de cierta "expansión de la impunidad"... Yo creo en casualidades, pero por ahora no como vidrio. Otro abrazo.

Grismar

Comparar Google con Wiki es como comparar un supermercado con un restaurant. Tengo alumnos que escriben en la búsqueda toda la consigna o pregunta que deben responder (o sea, escriben "quién descubrió América", ni hablar del uso de las comillas o los signos +), abren los 2 o 3 primeros y listo, me dicen "no está". He dedicado algunas horas de clase a explicar cómo funciona y cómo usarlo, y sinceramente no comprendo por qué, ya que en muchos ámbitos es la fuente más consultada, no es parte de la enseñanza institucionalizada. Ya sé que es parte del tener o no criterio, pero el criterio no nace por generación espontánea.
Después de leer el comentario de 1+ me fui a ver ese de un tal Cinzcéu, y por un instante lo vi como una muestra de ironía típica tuya, pero es demasiado sutil e "interna", y, en ese caso, hubieses puesto el link a este post, así que no sé quién será el que casualmente (y yo no creo en casualidades) usó tu nick.
Muy buen post. Un beso, y gracias.

Cinzcéu

1+: La diferencia con Wikipedia, Clarín, y Mercado Libre es obvia: Antes de la lluvia nunca miente (tanto). Sobre la cosa-internet, vale el ejemplo de la sección "Internet" en TN: nunca, jamás, el tipo habla de internet sino de cualquier cosa aparecida en cualquier sitio; es lo mismo You tube, Le Monde, Harvard o un blog de y sobre marcianos. Una vez ya dije algo sobre búsquedas necias o raras y cada vez que leo algunas que han conducido a este blog, me tienta volver sobre el tema: daría para todo un blog humorístico.
Un abrazo.

Hang: Claro, depende de saberes y criterios, bienes escasos. Si abro el diccionario y en la letra Q busco "quiero encontrar la palabra 'ignorante'", no la encuentro. Un chiste muy malo: Larousse no salva a nadie, para eso está Salvat.
Saludos.

Grismar: Es difícil enseñar a buscar en Google (vos lo sabrás) cuando: a) faltan criterios básicos y previos a la búsqueda, no sólo técnicas de búsqueda; b) como señala 1+, gente con títulos y honores percibe internet como bloque unitario y/o como universo caótico en el que está todo pero no se encuentra nada. Así es difícil. Un día voy a escribir un manual de búsqueda, me lleno de plata y salgo en la lista de Forbes.
Un beso.

Padre Tiempo

Hasta no hace mucho, el estándar para búsqueda de información en Internet era Yahoo. También recuerdo a Lycos y AltaVista; inclusive estaba el Kartoo (http://www.kartoo.com/perso.php3), un motor enteramente gráfico que mostraba los nexos entre sitios.
¿Qué habrá sido de ellos, y cómo llegó Google ser identificado como EL motor de búsqueda? ¿Debido a su algoritmo de búsqueda? Si es cuestión de marketing, la hicieron muy bien.
Saludos.

Mario

Totalmente de acuerdo con el punto de vista expresado: ni Google es el diablo ni Wikipedia el chico taciturno de la fotocopiadora que nos despacha lo que mejor le parece. Hay que discernir las cosas que se nos dan, como con la tele, el cine, los libros, las personas. Acá en México, hace unos meses hubo un movimiento de repudio (muy tibio, por cierto) hacia la Wikipedia, a raíz de que un jueza en el estado de Chiapas basó una sentencia por asesinato, basándose en las pruebas de balística que describe este sitio de Internet. Yo no cerraría la Wikipedia, sino que le daría una sanción a este juez por semejante desatino... Y es cierto, cuando yo empecé en Internet hace unos seis años, el líder era Altavista... Un abrazo, chicos

Cinzcéu

Padre: No conocía ese tal Kartoo. Sus mapas están simpáticos y si bien no parece tener la cobertura de Google, parece una buena alternativa. Supongo que el éxito Google será una combinación de algoritmos, marketing y otras varias cosas. En todo caso, la hicieron muy bien.
Un abrazo.

Mario: Bien dicho, hay que discernir... ¡pero cómo les cuesta a tantos! Por ejemplo a esa wikijueza de Chiapas. ¿Se vendrá la wikijusticia que resuelve todo rápido, mal y sin control de nadie? Todos podríamos ser anónimos wikijueces y basar sentencias en cosas encontradas por ahí.
Saludos.

Vitore

Aparte que lo malo no es buscar o dejar de buscar o encontrar o dejar de encontrar en Gúgueles o Güiquipedias. Lo malo es que lo que se encuentre sea creido como un dogma irrenunciable, como la verdad absoluta de todos los saberes robóticos. Abrazos humanos.

Horacio

HISTORIA SINGULAR: RECONOCIMIENTO AL MÉRITO: EL CAPITÁN RUFINO SOLANO, SINGULAR PERSONAJE HISTÓRICO DE LA PROVINCIA DE BUENOS AIRES Y DE ARGENTINA.-

Hace casi un siglo, a la edad de 76 años, dejaba de existir el capitán azuleño don Rufino Solano. Este muy particular militar, recordado como “El diplomático de las pampas”, desplegó inigualables acciones en favor de la paz, la libertad y la vida en la denominada “frontera del desierto”. Como resultado de estas acciones Rufino Solano, mediante su trato proverbial con el aborigen, consiguió redimir PERSONALMENTE a centenares de mujeres, niños y otros prisioneros, de ambos bandos, impulsado siempre por un notable y especial sentimiento hacia el género, encarnado en la lacerada figura de la cautiva.
Asimismo, se destacan entre sus acciones, el haber evitado sangrientos enfrentamientos mediante sus prodigiosos oficios de mediador y pacificador, pactando con los máximos caciques indígenas (Calfucurá, Namuncurá, Pincén, Catriel, Coliqueo, Sayhueque, entre muchos más), numerosos acuerdos de paz y de canjes de prisioneros. Realizando esta arriesgada tarea en beneficio de la población de Azul y de numerosas localidades de la Provincia de Buenos Aires e incluso de otras provincias aledañas. Entre otras significativas intervenciones del capitán Rufino Solano, se encuentra la de haber formado parte de los cimientes que dieron origen a las actuales ciudades de Olavarría y San Carlos de Bolívar, entre otras más.-
En el plano religioso, cumplió destacado protagonismo sirviendo de enlace en la acción evangelizadora hacia el aborigen llevada a cabo por la Iglesia de aquella época. En cumplimiento de esta última actividad, se lo vio prestando estrecha y activa colaboración al Padre Jorge María Salvaire, fundador de la Gran Basílica de Luján denominado “El misionero del desierto y de la Virgen del Luján” (participó en la célebre expedición a los toldos del cacique Namuncurá) y actuando de ineludible interlocutor entre los jerarcas aborígenes y el Arzobispado de la ciudad de Buenos Aires, en la persona del Arzobispo Dr. León Federico Aneiros, llamado “El Padre de los Indios”.
Esta encomiable labor del capitán Rufino Solano fue desarrollada durante sus más de veinte años de carrera militar y continuó ejerciéndola después de su retiro hasta su muerte, ocurrida en 1913. Actualmente obra en la Legislatura de la Pcia. de Buenos Aires, un proyecto de ley para declararlo Ciudadano Ilustre de dicha provincia.-
http://elcapitanrufinosolano.blogspot.com

Horacio

EL CAPITÁN SOLANO: EJEMPLO DE LEALTAD EN LOS LIBROS ESCOLARES
Fragmento extraido de un texto destinado a la enseñanza escolar, cuyos objetivos son inculcar a los niños elevados valores de moral, ética y nobleza. La anédota, de altísimo valor didáctico y formativo, demuestra claramente las inusuales virtudes con que se hallaba dotado el capitán Rufino Solano.-

Nelson, Ernesto. Moral y civismo. Libro primero. Para 2º y 3º grados, Pág. 56. Edición 2º, Publicado por A. Kapelusz y cía., Buenos Aires, 1937.-

20. Lealtad con los indios. El capitán Rufino Solano, gracias a la lealtad que había demostrado en su trato con los indios, era depositario de la confianza de éstos.
Cuando el cacique Calfucurá cayó prisionero del Ejército Nacional en Puán, el capitán Solano se encontró con una patrulla de indios que iba al mando del hijo de un cacique. Le confesaron que iban a apresar a los soldados que pudieran, a fin de llevarlos como cautivos y tenerlos como rehenes para conseguir la libertad de Cafulcurá.
Solano logró disuadirlos de su intento, dándoles su palabra de honor de que él obtendría la libertad del cacique prisionero.
De regreso a Buenos Aires, Solano expuso la situación, pidiendo que se le ayudara a cumplir la palabra que le había dado al enemigo.
Felizmente su conducta fue aprobada, fue ascendido y se le confiaron los prisioneros para que él mismo los llevara a los toldos.
Esta anécdota muestra igualmente, que los indios aun siendo salvajes, creían en la lealtad de los demás. Y que el que cree en la lealtad de los otros no puede ser sino leal él mismo cuando llega el caso.
1. No inspira confianza el que no la demuestra.- Mme. Riccobini.
2. Un hombre ya es digno cuando se sabe que se puede fiar en él.- Samuel Smiles.

http://elcapitanrufinosolano.blogspot.com

Cinzcéu

Horacio: Si improbablemente vuelve por aquí, le he respondido o algo así en una entrada específica.
Saludos.